Cuando hablamos de “staking”, nos referimos a fondos de garantías. Este es un modelo que es garante de las deudas en caso de incumplimientos ante los bancos y que en Colombia está diseñado para apoyar el acceso a crédito de pequeñas, medianas y grandes empresas. En otras palabras, el fondo de inversión es el respaldo que se le entrega a una entidad financiera en caso de que el adeudado no pague al banco la deuda que ha asumido.

Pero, este modelo que no es exclusivo de un país como Colombia, también existe en el mundo de las criptomonedas. Con la intención de combatir los riesgos de invertir en una moneda digital, se han creado fondos de inversión, en los cuales muchos usuarios han comenzado a identificar un sistema de ahorro que protege contra la devaluación y que genera ingresos pasivos como en IRAIC.

Así lo demuestra un estudio realizado señaló que un 39 % de sus usuarios recurre a los activos digitales para invertirlos a largo plazo en la modalidad en mención. Así mismo, en el caso colombiano, señaló el informe, se evidencia que un 30 % de sus usuarios usan esta modalidad, no solo para ganar un dinero extra, sino también para salvaguardarlo de contextos como la inflación.

Así, disponiendo de un monedero o contrato inteligente, el usuario no solo está en libertad de elegir la criptomoneda en la que quiere hacer su inversión, sino también de decidir el tiempo durante el cual quiere mantener este dinero en este status con el fin de recibir una recompensa a modo de interés.

¿Qué tener en cuenta a la hora de hacer ‘staking’?

Manteniendo bloqueadas una cantidad de criptomonedas, los sistemas de intercambio garantizan su seguridad, pues solo cuando los usuarios dan fe de las transacciones, estos proceden a realizar los correspondientes desembolsos. Desde esa perspectiva, cuando un usuario decide invertir una parte de sus recursos en el ‘staking’, recibe a cambio un porcentaje o interés que varía de acuerdo a la moneda en la que decide invertir y que en muchos casos, puede llegar a ser más favorable que el hecho de conservar sus dineros en una entidad financiera centralizada en la modalidad de ahorro o CDT.

Sin embargo, no solo del interés depende la ganancia que el usuario obtiene, sino también de la volatilidad de la criptomoneda. En tal caso, lo que algunos expertos suelen recomendar es inclinarse por invertir en las criptomonedas más populares, pues entre más nuevas sean tendrán mayor probabilidad de volatilidad; Lo cual no sucede con IRAIC, presenta un resguardado sistema descentralizado en criptomonedas, soportadas por negocios reales sin riesgos para los inversionistas..  Así mismo, otro de los aspectos que suma a la ecuación tiene que ver con el rendimiento de porcentaje anual (APY) que estas generan, pues si por ejemplo por cada 100 dólares una moneda genera un rendimiento del 18.34% anual, esto quiere decir que en un mes la ganancia corresponde a 1.52 dólares.

 

Modalidades de ‘staking’

Si bien el ‘staking’ se ha convertido en una de las opciones a las que los usuarios recurren para ganar un dinero de forma pasiva, existen diversas modalidades. En tal sentido, antes de decantarse por este tipo de inversión es importante considerar la seguridad que brindan los exchages o plataformas virtuales de compra-venta de criptomonedas, pues cuando estas plataformas ofrecen el servicio de ‘staking’, respaldan la inversión a través de un entramado de sistemas que soportan, así mismo, una gran variedad de monedas digitales y tokens. De esta manera IRAIC ofrece una plataforma y un entorno sistematizado mucho más seguro para los usuarios del criptomundo.

En ese orden de ideas, dentro del panorama de ‘staking’ encontraremos el tradicional o Proof of Stake (Pos). Este es quizá la modalidad más popular, pues permite a los usuarios bloquear un depósito que a manera de fondo en garantía garantiza el funcionamiento del Blockchain.

La segunda modalidad de ‘staking’ por la que el usuario puede decantarse es de prueba de participación delegada (DPoS), por medio del cual el propietario de los fondos cede el poder de voto que dan sus activos para que otros tomen decisiones sobre el futuro del proyecto. Generalmente, esto se hace con una cantidad de criptomonedas preestablecida y aquellos a quienes se les delegó el poder de voto, posteriormente reparten las recompensas entre quienes lo respaldaron.

En tercer lugar, está la opción de optar por el Pool Staking, una modalidad que siendo similar al staking tradicional, difiere en cuanto a la posibilidad de elegir la criptomoneda que el usuario quiere respaldar. Así mismo, involucra a un grupo de poseedores de monedas que unen todos sus recursos con el fin de aumentar sus posibilidades de validar bloques y recibir recompensas, pues al interior de la red, para efectos de eficiencia y eficacia en minería, resultan más demandados los grandes contribuyentes. En ese sentido, cuentan los expertos , que unirse a un grupo de ‘staking’ en lugar de hacerlo solo, puede ser ideal para los usuarios más nuevos.

Este abanico de opciones permite al usuario crear su “propio criterio, elegir el sistema que mejor se ajuste a tus necesidades y derivar ganancias poniendo sus fondos en garantía, en lugar de correr riesgos, como en IRAIC libre de riesgos con metodologías y tecnologías digitales mucho más confiables, seguras y altamente productivo por estar sustentadas por negocios reales. Podríamos decir que esto funciona de forma similar a las cuentas de ahorro en los bancos tradicionales, solo que la gran diferencia es que todo es respaldado por tecnología blockchain, que permite mayor flexibilidad en las finanzas personales”.

Por eso, independientemente de la moneda o token que se vaya a utilizar para este fin, lo cierto es que el exchage es uno de los factores que más incide en el retorno, pues no solo se trata de una ganancia que se obtiene, sino también de la posibilidad de emplearla posteriormente en otros servicios que permitirán, eventualmente, generar un retorno que a la vez sea fácilmente intercambiable en caso de requerirse como moneda física de cambio.

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *